sábado, 5 de febrero de 2011

Mejores discos del 2007: Lo mejor de la década (Parte VIII)

El 2007 fue un año muy esperado por los fanáticos de la música, bandas emblemáticas y bandas que proyectaban serlo lanzaron sus respectivos discos para ese año donde sorprendieron, en la algunos casos, con el cambio de sonido. En esta lista encontraremos bandas que ya han sido nombradas en las listas pasadas pero que no dejaron de evolucionar con su música. Otra vez con una humilde opinión, aquí está la lista de los 10 mejores discos del 2007:

10. "Sky Blue Sky" de Wilco: El sexto álbum de la banda estadounidense y donde logra dar un paso adelante luego de la gran carrera de fondo que se lanzo con su "Yankee Hotel Foxtrot" del 2002, este es el mejor disco de la banda luego de esa obra maestra que hicieron cinco años atrás. "Sky Blue Sky" fue uno de los tantos 'esperados' del 2007 y en él podemos encontrar cambios asombrosos, como por ejemplo la integración de Nels Cline, el nuevo guitarrista de la banda, quien hizo que el disco gozara de muy buenos solos en la mayoría de sus canciones. Además el disco deja de lado los toques experimentales que quiso tomar en su producción antecesora, en este álbum podemos notar claramente una múcia más influenciada por The Beatles o The Beach Boys, un claro ejemplo de eso es el temew "Hate It Here". No obstante, les mostraré el que me parece uno de los mejores temas del disco...



9. "Ga Ga Ga Ga Ga" de Spoon: Ya hemos hablado de esta muy buena banda indie y este disco la rompió en el 2007. Por pura coincidencia este también resulto ser la sexta producción de estudio de la banda, mucho más rockera y mejor producida que sus discos anteriores, y aunque para muchos pueda sonar como un disco indie más del montón, este tiene un plus que lo hace diferenciarse de los demás, algo que en realidad no logro explicar en palabras y hasta me atrevería en pecar al decir que este disco es mejor que "Kill The Moonlight" (disco considerado por los fanáticos como el mejor de la banda y uno de los mejores discos del 2002). Lo que hace a este disco tan especial es su sonido tan variado, por ejemplo, el tema "You Got Yr. Cherry Bomb" tiene hasta tres versiones diferentes, una de ellas adoptando el género space rock.





8. "Strawberry Jam" de Animal Collective: Sí, otra vez Animal Collective, en verdad le estaré enormemente agradecido a esa persona tan especial que me hizo escuchar a esta banda hace ya algunos meses. Este es el séptimo lanzamiento de estudio del cuarteto electrónico/experimental y se diferencia de los anteriores álbumes por contener un prominente uso de música hecha por computadora. Este disco es considerado por muchos como una evolución para la banda, los sonidos únicos y originales que se crearon para esta producción demuestran la enorme capacidad de sus compositores. Sin embargo, este disco es más una prueba de capacidades musicales que una verdadera producción discográfica. El álbum es por momentos muy extraño y no llega al nivel de anteriores discos de la banda pero se convertiría en un estandarte que abriría el paso para una de las obras más aclamadas en el 2009. Para rematarlo, ese mismo año hubo un disco infiltrado que silenció a esta producción, uno de esos cuatro 'experimentadores de sonidos' lanzó su propia propia producción de igual o mejor nivel.




7. "Person Pitch" de Panda Bear: Tercera producción de Noah Lennox, conocido en el mundo de la música como Panda Bear, uno de los cuatro integrantes de Animal Collective. El músico experimental decidió lanzar su disco a la par con el "Strawberry Jam" y aunque el corte musical es muy similar, Panda Bear le da un toque más vivaz y alegre, los ritmos no son tan extraños como los que podríamos encontrar en el álbum de Animal, ya que este disco nos hace acordar por momentos al "Sung Tongs" por su electrónica más orientada al pop. El disco fue ampliamente reconocido por la crítica especializada, considerándolo uno de los mejores discos del 2007 y de la década.





6. "Madre Tierra" de Flor de Loto: La virtuosa banda instrumental peruana Flor de Loto, lanzo ese año su segundo disco de estudio, siguiendo sus pasos trazados de su primera producción combinando jazz, rock progresivo y música andina. En este disco en particular podemos notar las influencias de Jethro Tull y Dream Theater. Por un lado, temas como "El Charango Perdido", "El Mensajero" y "Danza Celta" destacan por su sonido prog-folk muy bien elaborados, toques del música andina, arábigos y celta respectivamente confluyen en estos temas representando de gran manera la capacidad instrumental de la banda. Por otro lado, temas como "Antares" o "Medusa" destacan por su fuerza y la prominencia de la guitarra, poderosos solos y riffsse apoderan de dichos temas dándole un toque hard-prog a la banda.



5. "In Rainbows" de Radiohead: A pesar de lo que diga mucha gente, este disco no me pareció tan bueno como mucha gente me lo dijo, sin embargo, es un disco que no decepcionó para nada, sólo que pensé que podría ser mejor que el "Kid A" por la gran cantidad de gente que me lo recomendó. "In Rainbows" fue uno de los discos más esperados del año y es, sin más ni más, un producto que ya se veía venir de manos de la banda de Oxford: Una experimentación cada vez más ecléctica. Un parámetro que la banda ya viene siguiendo desde el maravilloso "OK Computer", los sonidos electrónicos y las guitarras distorsionadas son clave en esta producción., además también hay uso importante del piano en varios temas. En resumen, el disco es muy bueno y claro que vale la pena escucharlo pero creo que hubo un daño en mi percepción particular por los bombos que muchas personas le dieron. Lo recomiendo igualmente y espero no dar esas mismas percepciones a gente que no lo haya escuchado.



4. "Volta" de Björk: Sexto disco de estudio de la genial cantautora islandesa, en este disco en particular y al contrario de lo que hizo Radiohead, Björk dejó de lado su continua evolución hacia corrientes más experimentales y creó un disco más amigable y simple en cierto sentido. "Volta" es un ligero paseo a la Björk de los noventas, sin dejar de lado los toques de experimentación electrónica de discos como el "Vespertine". En este disco, la cantante islandesa expande sus estilos musicales gracias a los colaboradores de Timbaland, productor de R&B y hip-hop, y Antony Hegarty, líder de Antony & The Johnsons, que le dan un toque más hiphopero y hasta innovador al trabajo final.



3. "Boxer" de The National: Reencontramos a esta muy buena banda que estuvo en pasadas listas. Particularmente en este disco no cambia mucho su sonido con respecto al "Alligator" del 2005, sin embargo, ese mismo sonido contagiante y la potente voz de Matt Berninger, muy parecida a la de Leonard Cohen, te atrapa desde el inicio. La banda tiene un toque muy fino para ser una clasificada como indie, y no es que quiera menospreciar al género pero se nota una clara maduración en la forma de hacer música por el grupo. Su apacible sonido ya se ha vuelto una marca personal de la banda, sobre todo por la voz que destaca indiscutiblemente sobre todo lo escuchado. Punto extra: Sufjan Stevens colabora en el disco tocando el piano en "Racing Like a Pro" y "Ada".



2. "Neon Bible" de Arcade Fire: Después del discazo que lanzaron el 2004, la banda canadiense vuelve a sorprender con su segundo disco de estudio e hizo más popular al indie rock de lo que ya era. Los arreglos orquestales continúan retumbando al igual que la gran cantidad de instrumentos que toman prestados para crear atmósferas musicales muy inusuales (ejemplo es el tema homónimo "Neon Bible" con su instrumentación ecléctica). Arcade toma la posta desde ahí y se transforma en una de las bandas más profesionales de la década, sus toques de experimentación, su lírica, su impecable instrumentación fueron puntos de partida y de respeto por las nuevas bandas independientes. En fin, un disco que va al igual que el "Funeral" como uno de los mejores de la década, y vale decirlo ya que hay personas que afirman y reafirman que este álbum es mejor que el primero.



1. "Fear Of A Blank Planet" de Porcupine Tree: La primera vez que escuche este disco no me pareció tan bueno como otros del 'árbol de puercoespín', pero como a toda buena banda, hay que darle tiempo y escucha sosegada, el resultado: ¡un discazo de la puta madre! Porcupine Tree y sobre todo su líder, Steven Wilson, crean un obra maestra progresiva de nuestro tiempo a punto de llamarlo el "Dark Side of The Moon" de la década. La letra de los temas tratan sobre los problemas de los jóvenes del siglo XXI: carácter bipolar, probleas de atención, alienación social, drogadicción, etc. y canción a canción el disco nos cuenta la historia de un niño con esta clase de problemas, encerrado en su cuarto e indiferente al mundo exterior. Creo que no exagero en decir que todos los temas son muy buenos, pero en especial hay uno que te sacude el cerebro como ningún otro. "Anesthetize", un tema de más de 17 minutos partido en tres movimientos, la atmósfera que se construye en el tema es tan misteriosa y muy bien apoyada por la percusión (sin nombrar el gran solo de guitarra que Alex Lifeson, guitarrista de Rush, presta al tema), una genial construcción musical que da resultado al mejor tema de la banda hasta el momento. Recomiendo a gritos escuchar este tema, uno de los mejores de la década, y si te da flojera soplarte 17 minutos, entonces al menos escychate el coro... "electricity, from the pills in me".


No hay comentarios: